miércoles, 3 de marzo de 2010

LA NAVE ALFA Voces de aliento

Lunes 1 de Marzo de 2010

Buda fue el ser humano que logró una profundidad mayor en su meditación y ha sido el modelo de millones de personas que han querido emular sus pasos para convertirse ellas mismas en seres iluminados.

¡Saludos desde la Nave Alfa!

Intensos momentos hemos vivido en estos últimos días, como ya adelantamos en nuestro último comunicado. La purísima energía sublime del Amor en su más elevado exponente está cubriendo todo el planeta con su manto compasivo y omnipresente, penetrando con su presencia celestial hasta el último rincón de Gaia. Esta energía divina maravillosa, que es luz espiritual pura, está permeando toda la estructura física, astral, mental y causal de su planeta, logrando una paulatina sutilización y elevación de toda la materia física y sutil que está presente en él.

Ya les dije en mi anterior mensaje que los tiempos no vienen, los tiempos son. Todo sucede de acuerdo a un plan muy bien trazado por los Seres que se encargan de dirigir el destino de los mundos. Por eso el momento que están viviendo ahora, mis queridos hermanos, es el propicio para que esta energía del Amor más sublime acampe ahora sobre, encima y en el interior de la madre Gaia, interpenetrando cada célula del Logos Planetario y de su manifestación física.

¡Tantas personas en el mundo están anhelantes, motivadas por su deseo de conocimiento, de recibir las noticias y novedades que nosotros les trasmitimos! Eso nos causa una gran satisfacción, pues cada vez son más los hermanitos terrestres que se interesan por seguir nuestros mensajes – los de la Nave Alfa y también los de nuestros Aliados, que también cooperan con esta misma labor de ir comunicándoles a ustedes nuestros avances combinados de restauración de los valores morales y espirituales que lamentablemente han perdido. Esto ha sido decidido que sea así, hasta que ocurra nuestro Primer Encuentro y tras el que podremos ayudarles a avanzar más rápidamente, cuando se retire de ustedes el velo ilusorio de su supuesta separatividad de los demás seres del Cosmos.

Sepan que ustedes, los terráqueos, no están separados de los demás seres que pueblan los mundos y estrellas del vasto Gran Universo. Todos somos células de la misma Madre Cósmica, y mientras que nosotros somos conscientes de dicha unidad continuamente, ustedes están recién empezando a tener algunos destellos de esta unidad en algunos momentos de éxtasis místico, mientras están en contemplación o en meditación profunda. Cuando estén sumidos en su interior, en un lugar tranquilo en su habitación, en su sala de meditación o bien entre la naturaleza, concéntrense en esa unidad que hay entre todos los seres vivos de la Tierra y de todo el Cosmos. Pero vívanla, háganse profundamente conscientes de nuestra relación hermana, de nuestra conexión interna, y dejen que la energía resultante de esa vivencia, que será el Amor fraterno hacia todos los seres, interpenetre y vivifique todo su Ser Interior.

Una vez hecho esto, emitan esa sutil vibración desde su corazón espiritual, en el centro del pecho, y expándanla en ráfagas sutiles de amor (pueden visualizarlas en un suave color rosado si pueden para ayudarlas a que se manifiesten con más fuerza) hacia todos los seres que les rodean, humanos, Devas, elementales, animales, árboles, plantas y, en fin, toda la red de vida con la cual están conectados. Pueden acompañarse de una música relajante adecuada al momento, o tal vez prefieran hacerlo escuchando el sonido de algún riachuelo, de las olas del mar o de los pájaros. Habrán notado que los pájaros tienen con su trino un efecto mágico sobre sus mentes, que las relaja y tranquiliza; y aún más que eso, escuchar su canto les abre las puertas internas y pueden llegar a estados de interiorización muy profundos y relevantes.

Otros preferirán meditar permaneciendo quietos y tranquilos sin sonido alguno, inmersos en la belleza del más profundo silencio, porque tal vez sienten que una melodía o música externa los distrae y los aleja de su concentración con su mundo interior. Cualquier método está bien, todo depende de la manera en que uno sintonice mejor con su realidad interna. Elijan simplemente el sistema que mejor les ayude a interiorizarse.

Buda fue el ser humano que logró una profundidad mayor en su meditación y ha sido el modelo de millones de personas que han querido emular sus pasos para convertirse ellas mismas en seres iluminados.

Dediquen algún momento al día en retirarse de sus quehaceres cotidianos y de distracciones como la televisión o la charla con familiares y amigos. Sumérjanse en las enriquecedoras profundidades de su interior. Al principio es posible que piensen que están perdiendo el tiempo, porque tal vez no consigan grandes experiencias místicas; pero deben darle tiempo al tiempo, y perseverar pacientemente en su meditación diaria. Yo les aseguro que si lo hacen regularmente, en poco tiempo obtendrán resultados y se sentirán más contentos, felices y seguros de sí mismos.

Muchos de ustedes no comprenden su papel en el género humano, su misión en la vida y eso les hace sentir descorazonados. La meditación regular en su ser interior les ayudará a comprender cuál es su labor y cuál es el mejor aporte que pueden hacer para ayudar a su mundo a mejorar. No esperen a que vengamos nosotros para revelárselo, cuando ustedes mismos pueden descubrirlo profundizando en su mundo interior. De lo contrario, tendrán que esperar a que llegue el Primer Contacto, y habrán perdido un tiempo precioso en el que ya podrían haber cooperado ustedes mismos en la Ascensión de su mundo.

Conviértanse en lo que el Planeta Tierra necesita en estos momentos con urgencia, en Guerreros de la Luz maduros y experimentados, que serán después los Maestros de Sabiduría que guiarán a sus demás hermanos en el camino hacia el descubrimiento de que todos somos Uno solo, en el Amor y en la existencia única y soberana de Dios Omnipotente.

Paz y Amor

Canal: Kris-Won
_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/_/


sábado 27 de febrero de 2010

Viernes, 26 de Febrero del 2010

No teman, tampoco se desesperen; tengan tan sólo un poco más de paciencia, eso es todo lo que les pedimos, porque los tiempos no vienen, los tiempos son. He querido decirles esto para que compartan nuestra alegría, que no queremos disfrutar sólo nosotros.

¡Saludos desde la Nave Alfa!

Quisiera compartir con todos ustedes la agradable noticia de que una vez más se han confirmado nuevos avances de nuestra pugna contra las fuerzas adversarias. Su ya prolongada época de control y manipulación de la verdad está viendo sus días contados. Ustedes no pueden ver lo que transcurre entre sus inútiles intentos de prolongar su poder sobre las masas y nuestros esfuerzos combinados por tres frentes que componen nuestras fuerzas aliadas de la luz. Esto, queridos míos, es una auténtica batalla entre las fuerzas del bien y del mal, tal como describen sus anales de mitología antigua y sus leyendas sobre civilizaciones perdidas en el pasado del planeta Tierra, de nuestra madre Gaia.

Es una lucha encarnizada, porque tanto unos como otros sabemos todo lo que está en juego. Ellos empiezan a reconocer que están perdiendo, y eso les hace pensar y actuar a la desesperada. Eso nos sitúa a los que estamos del lado de la luz, la verdad y el amor en una posición de clara ventaja, que les puedo asegurar que no estamos dispuestos a desaprovechar.

Los que estamos del lado que finalmente resultará victorioso, está comprendido por:

1) las numerosas huestes de todos los que procedemos del espacio exterior y que somos los tripulantes de las naves que circundan Gaia en estos momentos decisivos;

2) los seres humanos de elevada espiritualidad y grandes niveles de amor que viven en las ciudades, retiros y centros planetarios situados en lugares estratégicos de poder, bajo las capas de la superficie terrestre y;

3) todos los seres humanos, Devas y elementales de la superficie del planeta, que combinan sus esfuerzos por lograr la Ascensión de toda forma de vida que habite este planeta.

Todos nosotros, que vemos desde aquí “arriba” lo que está aconteciendo en su humanidad y que ustedes no pueden ver ahí “abajo” – estamos todos exultantes de felicidad y de alegría, viendo cómo estamos ganando cada vez más terreno a las fuerzas del mal, y cómo el final de la contienda se está acercando a pasos agigantados.

Si pudieran ver lo que nosotros estamos viendo, estarían tan contentos como nosotros y compartirían nuestro entusiasmo.

Por eso queremos decírselo, para infundirles valor y esperanza en que vamos a vencer, y a expulsar para siempre a las fuerzas involutivas de su hermoso planeta azul.

No teman, tampoco se desesperen; tengan tan sólo un poco más de paciencia, eso es todo lo que les pedimos, porque los tiempos no vienen, los tiempos son. He querido decirles esto para que compartan nuestra alegría, que no queremos disfrutar sólo nosotros.

Sigan adelante como hasta ahora, que lo están haciendo estupendamente bien. Pongan cada uno de ustedes su granito de arena, porque todo el engranaje está funcionando según lo planeado y aún mejor, gracias al éxito reciente de unos seres procedentes de la estrella Sirio, cuya actuación magistral ha propinado un duro revés a las fuerzas oscuras.

Estén contentos y felices por este gran paso que hemos dado y que les estamos revelando en estos momentos.

Más adelante seguiremos comunicándoles nuestros avances. Mientras tanto, reciban nuestro Amor y nuestro deseo permanente de ayudarles a trascender su mundo ilusorio, y transmutarlo en un nuevo espacio dimensional, donde aniden sólo la paz y el amor fraternal, tal como lo conocemos nosotros en nuestros mundos respectivos de origen.

El que les habla a través de Kris-Won,

El Comandante Sohin de la Nave Alfa