martes, 1 de junio de 2010

SEÑALES ANTES DE LOS GRANDES CAMBIOS

SEÑALES ANTES DE LOS GRANDES CAMBIOS Y
TRANSFORMACIONES CONDUCENTES AL FIN DEL
PRESENTE CICLO EVOLUTIVO DE LA HUMANIDAD Y EL
INICIO DE LA NUEVA ERA DORADA DE ACUARIO

La Paz, Bolivia, sábado 22 de agosto de 2009
Jebner Zambrana Román
GRUPO AMATISTA DEL MAESTRO SAINT GERMAIN
La Paz – Bolivia

Parte I de III

La siguiente, es una descripción de un sueño que tuve la madrugada del día de ayer, viernes 21 de agosto del presente año. Desperté a eso de las 6:00 a.m. de este día, e inmediatamente percibí que recordaba con exactitud y con total nitidez, el sueño que acababa de tener. Por supuesto, eso me pareció muy bueno, puesto que en este último tiempo he comenzado a tener sueños muy diversos e interesantes, la mayoría de los cuales, han estado referidos a temas muy relacionados con los eventos que supuestamente se esperan para estos tiempos. Para registrar todos los detalles de estos sueños aún presentes en mi memoria, he optado por tener un cuaderno y una lapicera en mi mesa de noche, en el cual voy anotando con mucho cuidado, todos los aspectos relevantes de estos sueños.
Entre los más importantes, me permito mencionar a tres de ellos. El primero, estuvo referido al mes y año de la conclusión del presente ciclo evolutivo e inicio pleno de la próxima Era Dorada de Acuario pronosticada por los Mayas, para el 21 de diciembre de 2012. En este sueño, dicha fecha aparecía con total precisión, la cual se hallaba registrada en un libro cuya apariencia daba a entender que se trataba de un libro muy antiguo, donde precisamente, en una de sus últimas páginas, con letras góticas muy nítidas, aparecía esta fecha de culminación del actual proceso evolutivo. El segundo sueño estuvo referido a la activación consiguiente erupción volcánica de un pico montañoso ubicado junto a una ciudad capital de Bolivia, cuya identificación, por razones por demás comprensibles, prefiero no mencionarla en esta oportunidad. Tampoco he comunicado a ninguna persona mayores detalles al respecto. El tercer sueño importante está referido a las señales que ocurrirán antes del inicio de los grandes cambios y transformaciones a los que estará sujeta la Tierra próximamente. Justamente, el presente documento centra su descripción y consiguiente reflexión, en los aspectos inherentes a las señales que aparentemente ocurrirán próximamente, antes del inicio de los grandes cambios y transformaciones del Planeta.
Consiguientemente, quiero hacer conocer a los amables lectores que ésta es la primera parte de un documento relativamente extenso, la cual está referida específicamente, a la descripción del sueño reciente que tuve con relación a la señal o señales que se esperan que ocurran antes del inicio de los grandes cambios y transformaciones del Planeta y de la humanidad, complementada con una pequeña reflexión al respecto. Una segunda parte de este extenso documento que la enviaré en próximos días, contendrá la descripción de la secuencia de eventos importantes referidos a los más relevantes cambios y transformaciones esperados, los cuales me han sido transmitidos –vía CANALIZACIÓN- por mi Amado Yo Superior. Esta canalización, tal como mencioné líneas arriba, es relativamente extensa, pero muy importante, por lo cual, estoy persuadido que será de mucho interés para los amables lectores. Finalmente, una tercera y última parte de este documento, estará centrada en un análisis complementario referido a la complementación de otros aspectos contenidos en la secuencia de eventos esperados antes del año 2012, complementado con un conjunto de “reflexiones finales” que, a título personal, me permitiré poner en consideración de los amables lectores.
Espero poder enviar las dos partes restantes en el curso de los próximos días.
De igual manera, quiero manifestar con la mayor sinceridad y humildad, que he comenzado a combinar –sueños y canalizaciones de mi Yo Superior- puesto que -en ambas formas de entrega de información- la misma pareciera ser muy importante y necesaria en su difusión y conocimiento por parte de los amables lectores. Con ello, quiero sumarme al conjunto de Canalizadores organizados por Anita Manasse, quienes, en este último tiempo, han comenzado a canalizar información muy importante. De esa forma, la población de habla hispana ha comenzado a recibir en su lengua nativa, el español o castellano, información de primera mano, y aquella dependencia de otros Canalizadores mayormente de habla inglesa, va disminuyendo gradual y significativamente. La dificultad en la traducción de estos textos mayormente canalizados en inglés, requería una traducción de la información provista, la cual, en muchos de los casos, retrasaba la recepción en el tiempo apropiado del documento en cuestión, mucho más, cuando se trataba de información relevante y urgente para su difusión.
Paralelamente, he decidido enviar este material, a las redes de luz establecidas y coordinadas por el amigo Balo Ortega, para que –por la importancia de la información contenida en estos documentos- pueda efectuarse una mayor difusión entre el gran número de suscriptores registrados en Latinoamérica y otros países del mundo, en dichas redes de luz.
DESCRIPCIÓN DEL SUEÑO:
El reciente sueño acaecido la madrugada del día de ayer, me mostró con una gran precisión, la señal que acontecería en el Planeta Tierra, previamente al inicio de los grandes cambios y transformaciones a los que serán sometidos el Planeta Tierra y su humanidad, vale decir, la “morada y sus moradores”, como una antesala al Proceso de Ascensión al que accederá nuestro Planeta, conjuntamente los sobrevivientes de la gran transformación y purificación, seguramente, a partir del 21 de diciembre de 2012. Se entiende que para ese momento, es decir, de aquí a unos tres años aproximadamente, nuestra Madre Tierra y los seres humanos que sobrevivan a los grandes cambios, estarán vibrando a un nivel más alto, equivalente a una Quinta Dimensión.
Pasando a describir el sueño en cuestión, me permito mencionar que se trata de un amanecer con mucha oscuridad, y pese a que ya eran alrededor de las 10:00 de la mañana, parecía que la noche continuaba. Estoy aún en cama, en compañía de mi esposa, con la luz de una pequeña lámpara en mi velador, escuchando la transmisión de un programa radial muy conocido en la ciudad de La Paz, Bolivia. Se trata del programa “Micrófono Abierto” de Radio Panamericana. En el mismo, está hablando el Periodista conductor del Programa, quien está relatando que un oyente le acababa de llamar por teléfono, para comunicarle que en su condición de “médium”, había recibido un mensaje transmitido por el Espíritu de un renombrado músico y compositor boliviano fallecido hace algunos años, de nombre Orlando Rojas. A título de “alerta”, este Espíritu le había hecho saber que la oscuridad que estaba atravesando en esos momentos, esa parte del Planeta, se mantendría por lo menos, durante los próximos dos o tres días, luego de los cuales, se estaría dando inicio al proceso de grandes cambios y transformaciones en el Planeta Tierra.
Seguidamente, percibí como parte del mismo sueño, unos sucesivos cortes de energía eléctrica con los consiguientes apagones intermitentes. En esa situación, pregunté a mi esposa si había a la mano, algunas velas para alumbrar el dormitorio, y que, en su caso, si acaso no disponíamos de ellas, tal vez podríamos utilizar una linterna que siempre la tenía guardada en un mueble de la cocina, en previsión de cualquier corte de luz.
A esa altura del sueño, éste se interrumpió y lentamente comencé a despertar tratando de no moverme y despertar sin mayores sobresaltos o movimientos bruscos, ya que los mismos, dispersan los recuerdos de los sueños y ya no es posible recordar los mismos. Esa es una técnica para recordar los sueños que leí en un libro de sueños, la misma que la voy practicando desde hace algún tiempo, con buenos resultados. Por supuesto, no siempre es posible despertar sin efectuar mayores movimientos, como quien dice, “quietito”, para así no “alborotar” los recuerdos de los sueños vividos.
De todas maneras, creo que lo sustancial del mensaje ya me había sido dado, y por ello, me permito complementar este sueño con la siguiente reflexión personal.
UNA REFLEXIÓN PERSONAL AL RESPECTO:
Los amables lectores podrán coincidir en que los tiempos que está viviendo actualmente la humanidad, por todas las formas de caos que atraviesa nuestro mundo, así como las alteraciones y dificultosos procesos de estabilización económica, política y social, al margen de la profunda crisis en la que se debaten la mayoría de las naciones del orbe, agravadas por diversas enfermedades hasta hoy desconocidas en muchos de los casos, una serie de pandemias, hambre, guerras y destrucción, nos están mostrando una sintomática aceleración de los hechos conducentes a la conclusión del actual proceso evolutivo de la humanidad.
Al respecto, de forma por demás coincidente, un gran número de mensajes transmitidos por diferentes entidades espirituales, así como por hermanos extraterrestres provenientes de remotas latitudes del Cosmos, nos confirman que estamos muy próximos a la conclusión del presente ciclo evolutivo de la humanidad, por lo que se estima que muy próximamente, el Planeta Tierra y su humanidad, vale decir, la “morada y sus moradores”, ingresarían a un proceso de grandes cambios y transformaciones sin precedentes en la historia de nuestro Planeta. Pero, ¿cuán pronto podrían ocurrir estos cambios?
Naturalmente, sería muy riesgoso y, hasta cierto punto poco responsable de nuestra parte, el pretender mencionar fechas sobre este inicio. Tal como afirma Jesús El Cristo, en los Evangelios del Nuevo Testamento: “Más del día y la hora nadie sabe nada, ni los ángeles en el Cielo, ni el Hijo, sino sólo el Padre (Marcos, 13; 32). Sin embargo, el mismo Jesús nos habla de señales que se presentarán previamente a la sucesión de estos hechos.
Precisamente, el sueño líneas arriba descrito, así como la posterior canalización con mi Yo Superior, cuya trascripción la enviaré en próximos días, describen algunas señales que supuestamente sucederán, antes de la iniciación de los grandes cambios y transformaciones de la “morada y sus moradores”.
A propósito de las señales previstas para estos tiempos, Jesús El Cristo en el Evangelio de Marcos (13; 31) ilustra las mismas, de la siguiente manera, a través de la conocida “Parábola de la Higuera”: “De la higuera aprended esta parábola: Cuando ya sus ramas están tiernas y brotan las hojas, sabéis que el verano está cerca. Así también vosotros, cuando veáis que sucede esto, sabed que Él está cerca, a las puertas. Yo os aseguro que no pasará esta generación hasta que todo esto suceda. El Cielo y la Tierra pasarán, pero mis palabras no pasarán”.
Retomando los detalles de la primera parte del sueño descrito anteriormente, complementados por la canalización de mi Yo Superior, me permito adelantar algunos aspectos importantes, los cuales serán mencionados con mayor amplitud, en la Segunda Parte del presente documento, referida a la mencionada Canalización. Por todo ello, es posible inferir que, en cualquier momento, se presentará la primera señal mencionada, con lo cual podremos asumir que hemos llegado al inicio de los grandes cambios y transformaciones, con la posterior conclusión del presente ciclo evolutivo de la humanidad, cuando la Tierra se detenga con relación a su movimiento de rotación sobre su propio eje, permaneciendo la cara opuesta a la irradiación solar, en total oscuridad, cual si se tratara de una noche larga, muy larga.
Se estima que este período de detención del movimiento de rotación de la Tierra, así como la consiguiente oscuridad en la cara del Planeta opuesta al Sol, tendrán una duración aproximada de dos a tres días, después de los cuales, de forma gradual y muy lentamente, el Planeta Tierra reiniciará su movimiento de rotación sobre su propio eje, aunque esta vez, la misma se efectuará en sentido contrario al actual movimiento de rotación, vale decir, en sentido coincidente con el funcionamiento de las agujas del reloj, lo cual no sucede en la actualidad, puesto que el sentido de la actual rotación de la Tierra sobre su propio eje, se efectúa en sentido contrario a las agujas del reloj.
Como se comprenderá, el reinicio de este proceso de rotación de la Tierra, restituirá de forma gradual, la luz del Sol a todas aquellas regiones que hayan permanecido en la oscuridad durante esos dos o tres días mencionados, todo ello, naturalmente, en función de los Husos Horarios de las distintas zonas geográficas del Planeta.
Adicionalmente, se espera que una vez reiniciada y normalizada la nueva rotación de la Tierra, aparecerá en nuestro Cielo un nuevo Sol, vale decir, Júpiter convertido en el Segundo Sol de nuestro Sistema Solar, constituyendo así, un Sistema Solar Binario. Uno de los objetivos fundamentales de la presencia de Júpiter como un nuevo Sol, es brindar a la humanidad, mayor luz, mayor iluminación, y así contribuir a un mayor despertar de conciencia de los seres humanos residentes en la faz de la Tierra. Por supuesto, esta emergencia de Júpiter como nuestro Segundo Sol, causará una serie de consecuencias de todo tipo sobre la superficie del Planeta, lo cual afectará grandemente a la humanidad, si acaso ella no ingresaría inmediatamente a la llamada INMOVILIZACIÓN O EL GRAN SUEÑO. Por ello, se estima que el tiempo de exposición y consiguiente observación de este fenómeno será de escasas horas, luego de las cuales, la humanidad y todas las formas de vida presentes en el Planeta, de forma gradual y en función de los Husos Horarios, harán una pausa a nivel molecular y biológico, inmovilizándose vía un gran sueño.
Hasta aquí quiero llegar en esta reflexión, ya que en la Segunda Parte de este documento, que la difundiré en próximos días, abundaré en más detalles sobre la secuencia de eventos esperados como parte de los grandes cambios y transformaciones que ocurrirán en la “morada y su moradores” antes de la conclusión del presente ciclo evolutivo de la humanidad. Se prevé que el inicio de un nuevo ciclo evolutivo también conocido como la Nueva Era Dorada de Acuario, pueda comenzar después del 21 de diciembre del año 2012.
Como verán, muchos de estos detalles líneas arriba mencionados, de una forma u otra, fueron mencionados a través de distintos mensajes difundidos en el pasado inmediato. Sin embargo, el propósito de la difusión del sueño en cuestión, así como la canalización con mi Yo Superior, es el de brindar algunos detalles adicionales, y, en otros casos, reconfirmar la sucesión de algunos hechos que, de alguna manera, ya fueron previstos en su momento.
FIN DE LA PRIMERA PARTE DE ESTE DOCUMENTO.