lunes, 30 de marzo de 2009

¿AHORA QUÉ? YO SOY

Domingo 1ro. de Marzo del 2009

Quado

Obsérvense ahora parados en la cima de una montaña. El viento es fuerte y está soplando directamente hacia ustedes, zamarreando sus ropas y su cabello. Y con todo, ustedes se dan cuenta que pueden estar parados. Y mientras se abren a ello, se perciben comenzando a expandir. Se sienten más livianos y más brillantes a medida que un destello comienza a esparcirse hacia afuera de ustedes, un destello que en realidad se hace más fuerte por los vientos de cambio, un destello que es alimentado por encima del cambio.

Ustedes permiten que esa brisa de cambio sople a través de ustedes, limpiando las telarañas de viejas ideas, hábitos y formas de existencia. Permiten que estallen justo a través de ustedes, recogiendo su temor como polvo en cantidad y lo sacan. Ustedes perciben la libertad fortificante de lo nuevo, a medida que extienden su mano hacia la de otros que están enfrentando lo nuevo con ustedes.

Sí, es hora de convertirse en una nueva persona, una persona que prospera en el cambio y en lo desconocido, alguien en casa en el misterio, alguien que necesita sólo saber qué movimiento debe ser tomado ahora, pero no demanda ningún conocimiento de los pasos a seguir, ni el rumbo final.

Transiten ahora hacia la confianza más grande de todas, la fe que solamente pregunta, ahora qué? Esa es la única pregunta para la que necesitan una respuesta. Ahora qué?

Y para esto, escuchen sus propias contestaciones. No esperen que los otros se las digan. Son sus respuestas, y ustedes son plenamente capaces de alcanzarlas. Pregunten: Ahora qué? Y una contestación se originará. Luego, síganla.

Y mientras hacen esto, su luz crecerá más y más brillante y ustedes se expandirán más y más ampliamente. Ustedes resplandecerán tan brillantemente que la oscuridad del temor y la duda no pueden encontrar una morada dentro de ustedes. Su viento soplará tan fuertemente que las antiguas maneras polvorientas de pensar y de ser desaparecen. Ustedes serán como un tornado, una espiral de poder que forma remolinos a su alrededor y llega más y más arriba, hacia abajo, hacia lo infinito y eterno. Esto es lo que son, quien eres tú.

Y así pregúntate: Ahora Qué? Y la contestación final se acerca: Yo Soy. Tomen estas dos contestaciones en su interior y permitan que ellas los rodeen y circulen más y más profundo, más y más elevado, más y más ampliamente. Expándanse a través de ellas. La pregunta y la contestación y todo en una, todo lo mismo, todo ahora, ahora.

Porque la contestación es siempre las misma y siempre está en su interior: ser lo que son, encontrar la expresión fundamental de todas sus dimensiones, para expandirlas hacia el interior de quienes son, permitir que esta época de vida, este precioso tiempo en la tierra, sea la expresión posible más completa de ustedes mismos de todas formas, para que todo lo que hagan se convierta en acción con profunda integridad, mientras resuene su cuerpo y su mente, todo uno, en total armonía, todo en equilibrio, todo plenamente expresado; mientras el gran viento se expresa plenamente; simplemente por existir. Así que ustedes se expresan por completo en el viento que sopla y en la luz que brilla de su existencia, el soplido y la maravilla de quienes ustedes son.

Ahora Qué? Yo soy.