viernes, 9 de enero de 2015

¡NO DEJEN DE MIRAR AL CIELO!...

¡NO DEJEN DE MIRAR AL CIELO!...
 JESHUA
 Recibido por Laura Ticó



Mis amados, vuelvan a ver el cielo, vuelvan a escuchar a las aves que los acompañan al despertar y llénense de su canto, de su alegría.

La energía que se ha manifestado en estos últimos días, ha alterado los ánimos de los habitantes de la Tierra.

Se ha generado una oleada de impaciencia, intolerancia y, sobre todo, de egoísmo. Muchos sienten que son poseedores de la razón, y no se dan cuenta de que es la razón precisamente la que los está alejando del camino de mi Padre.

Han estado muy ocupados... pensando cómo convencer a los demás de asuntos intrascendentes.

Han dejado de mirar el cielo por temor a descuidar sus posesiones materiales...
Han dejado de escuchar con el Corazón por temor a ser débiles... y no se dan cuenta que ¡esta es su fuerza verdadera… el dejarse guiar por el Corazón… el ver la Luz en los demás… el sentir la chispa divina de mi Padre en los demás!...
Continúan apegándose a tareas que les fueron dadas hace muchos años, y que eran adecuadas para esa época. Se han enmarcado en el pasado, para vivir su presente... y ahora no ven más allá de lo que les fue dado como catapulta, para vivir en Armonía este Futuro al que han llegado.

¿Aún no se dan cuenta de la importancia de vivir en unidad?...

 ¿Importa acaso que vivan en lugares diferentes... cuando el Corazón se conecta sin importar el tiempo y el espacio?...

 Entonces…

 ¿Por qué no unen sus Corazones con el mismo Propósito?...

 ¿Acaso no es UNO solo el Propósito de Mi Padre?...

 Quienes se dicen Seres de Luz... ahora se están sintiendo débiles, temerosos de cambiar ese lugar seguro en el que han habitado durante algún tiempo.
La comodidad de la rutina los aleja del verdadero sentimiento de unidad, y a la vez, de pertenencia con Gaia.

Hoy les digo... que ayuda más una meditación pequeña, individual y sencilla, que se hace desde el fondo del Corazón en unión con mi Padre y ofrecida a Gaia, que la más grande meditación dirigida a docenas de personas (o tal vez cientos) a través de un canal ”hueco” que solamente transmite la frialdad de su voz... ¡Hoy les digo a todos aquellos que se dicen canales de los Seres de Luz, que llenen su Corazón y alejen al ego de su mente!...

¡Hoy les digo que las palabras vacías, sin emoción, dichas de manera apresurada... no tocarán el Corazón de quienes las escuchan, no llenarán el cuenco de quienes escuchan!...

Se acercan momentos difíciles, para todos aquellos que no han abierto su Corazón a la Armonía Universal...

 Mis amados... ¡vuelvan a ver el cielo!... ¡vuelvan a escuchar a las aves que los acompañan al despertar... y llénense de su canto, de su alegría!... ¡Intégrense a la vibración de Gaia, que ahora resuena con fuerza renovada!... ¡Gocen sus colores... gocen la majestuosidad de los árboles... huelan el perfume de las flores... llénense de las pequeñas cosas, que les acercan a mi Padre y les proyectan Su Paz!...

Mis amados... ¡mediten desde el Corazón... aparten la hiel del egoísmo y fluyan en Armonía todos juntos, elevando la energía de Gaia!...

¡Ahora más que nunca, no permitan que domine el egoísmo, la rutina, “El Deber Ser”!...

Si los métodos no funcionan… cámbienlos.

Si alguien toca a su puerta… ¡recíbanlo y muéstrenle el camino!...

Si alguien no escucha… ¡Abracen su Corazón con el mismo Amor que mi Padre los abraza en cada segundo de sus vidas!...

¡Mi Corazón está con ustedes para darles la fuerza que necesitan!...

No se desanimen si encuentran una puerta cerrada... ¡Toquen nuevamente y lleven el Corazón por delante… él les mostrará el camino!...

¡Les lleno de mi Amor... Jeshua!...

 JESHUA
 Recibido por Laura Ticó

WebSite:http://mensajesde-latierra.blogspot.com